top of page

¿Por dónde empezar cuando me apunto al gimnasio? | Nacho Paulette



Empiezas a entrenar y, no sabes… ¿Por dónde empezar? ¿Qué hacer? ¿Con qué intensidad entrenar? ¿Cómo hacer los ejercicios?


Todo ello depende obviamente de muchas variables a tener en cuenta:

El objetivo, las características de cada individuo, si hay lesiones o molestias iniciales que condicionen o haya que tener en cuenta, movilidad, flexibilidad


Partiendo de la base de que un entrenador personal bien cualificado, es la mejor inversión que podemos hacer en este aspecto. En este blog, vamos a hablar de algunos tips con los que podemos generalizar y los cuáles nos van a facilitar ese comienzo.



1. PROGRESIÓN


Estamos ante la clave del éxito al empezar o retomar la actividad física, pasar de 0 a 100 de un día para otro, no lleva a nada bueno. De no entrenar nunca, no podemos pasar a entrenar todos los días de la semana, ya que nuestro cuerpo necesita una adaptación tanto física como mental, para así mejorar y poder mantener estos nuevos hábitos en el tiempo.


“No quieras en dos días lo que llevas sin hacer años.”

Empieza entrenando 2-3 días a la semana, ya habrá tiempo para ir aumentando la frecuencia de entrenamiento. Ve de manera progresiva haciendo de esos hábitos, tus hábitos y disfruta del proceso y de la mejora que irás viendo durante el mismo, sin centrarte exclusivamente en el objetivo.


2. DESCANSO


Siguiendo el hilo del anterior punto, será de vital importancia tener en cuenta un correcto descanso, ya que este, aunque no lo parezca es igual de importante que el entrenamiento. Será imprescindible una buena planificación del entrenamiento.


Tras cada entrenamiento, el músculo necesita un periodo de recuperación, en el que se hace más fuerte, y así, es como se van produciendo las adaptaciones/mejoras.

Por grupos musculares, el tiempo de descanso adecuado más o menos es de entre 24 y 48 horas.



3. TIPO DE ENTRENAMIENTO


Como profesionales en el sector, nos hemos encontrado preguntas de todo tipo al respecto, seguro que alguna vez te has hecho alguna de ellas: ¿Mejores ejercicios gimnasio?; ¿Mejor ejercicio piernas?; ¿Cómo entrenar para aumentar masa muscular?; ¿Cuál es el mejor entrenamiento para fortalecer músculo?; etc.


En este caso, depende bastante del objetivo que nos marquemos, pero para una primera toma de contacto, es aconsejable, hacer entrenamientos en los que se involucren diferentes grupos musculares e ir así, de lo general a algo más específico.

Rutinas: full-body; diferenciar entre tren superior y tren inferior; rutinas de tirón y empuje; por grupos muscualres, etc. Hay muchas formas de organizarse, de hecho, habrá que ir viendo cuál es la que mejor se adapta a cada individuo y el objetivo que persigamos.


4. ALIMENTACIÓN Y SUPLEMENTACIÓN


Como es obvio, la alimentación y suplementación, que no es más que algo que complementa a una buena alimentación (nunca sustituye), es algo a tener muy en cuenta para nuestro cambio a mejor.


Sobre la alimentación, habrá una entrada de blog si vemos que os interesa y dais apoyo a esta.

En cuanto a la suplementación, para nada es obligatorio suplementarse con una cosa u otra, cada uno somos un mundo y tenemos unas necesidades. Si contactas por Instagram a Nacho Paulette contándole un poquito tu situación, el podrá recomendarte sobre ese aspecto…



Aun así, en este apartado de la web podrás ver su suplementación indispensable dependiendo del objetivo en el que se encuentra.





111 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page